logo_superior
  • desarrollo rural

    Boletín especializado en Desarrollo Rural en Bolivia Más de 25.000 suscritos en diferentes categorías de interés

  • censos agropecuarios

    El censo agropecuario contabilizó 2.070.808 cabezas de llamas.Fuente INE

Bolivia, miembro pleno del Mercosur

Marco Antonio Barroso Mendizábal - Página Siete
Lunes, 20 Julio 2015 283 visitas

Los países latinoamericanos, desde hace años, persiguieron un modelo de integración y cooperación económica. Para ello formaron la Asociación Latinoamericana de Libre Comercio (ALALC), constituida por el Tratado de Montevideo de 1960, incorporándose Bolivia en 1967, participando, además, en 1969, en la creación y organización de la Cuenca del Plata y el Acuerdo de Cartagena. La Alalc fue sustituida por la Aladi por el Tratado de Montevideo de 1980 y ésta fue cuestionada ante la aparición del Mercosur.

 El proceso de globalización mundial de la economía condujo a un proceso creciente de integración en diversas regiones del mundo. En 1991  se creó el Mercado Común del Sur, mediante acta presidencial firmada en Asunción, con la participación de  Argentina, Uruguay, Brasil y Paraguay, convirtiéndose, muy pronto, en el mercado regional más importante en América después del NAFTA. 

 Bolivia, desde el principio, manifestó su interés de incorporarse, pero fue excluida del proceso que derivó en su creación, enfrentó un complejo proceso de negociaciones para que en el gobierno de Sánchez de Lozada se firme un acuerdo marco, perfeccionado en diciembre de 1996, en la ciudad de Fortaleza, Brasil,  y se suscriba el Acuerdo de Complementación Económica N° 36, por el que se acordó formar un área de libre comercio, incorporándose como país asociado de ese bloque regional con derecho a voz pero sin voto.

 En 1997, entró en vigencia el ACE N° 36, con el objetivo de formar un área de libre comercio entre las partes hasta  2007, promover el uso de la hidrovía Paraná-Nueva Palmira, proteger las inversiones y la cooperación económica, energética, científica y tecnológica. 

 La inclusión de Bolivia al Mercosur fue firmada en la XLIV Cumbre de la unión regional, llevada a cabo en diciembre del 2012, en Brasilia, cuando Paraguay estaba suspendido en el bloque (29 de junio de 2012-15 de agosto de 2013). Hoy, el Mercusur  es un espacio de más de 14 millones de kilómetros cuadrados y casi 300 millones de habitantes, con seis miembros plenos, siendo el sexto Bolivia y en calidad de Estados asociados Chile, Colombia, Perú, Ecuador, Guyana y Surinam. 

 El ingreso como miembro pleno es producto de tres años de gestiones y se concretó en el marco de la XLVIII Cumbre del Mercosur, que se desarrolló del 16 al 17 de julio, en Brasil, país que pasó la presidencia rotativa del bloque a Paraguay, que la ejercerá hasta fines de 2015. 

 Paraguay firmó el Protocolo de Adhesión de Bolivia al Mercosur. Su inclusión plena traerá ventajas comerciales, una de ellas relativas al trato especial respecto a la exportación de prendas; sin embargo, conviene recordar que, en lo que atañe a los productos sensibles, el IBCE, a principios de 2013, advirtió que uno de los mayores riesgos es para los productores de la soya, por la apertura del mercado nacional que se produce no solamente en Brasil, sino en Paraguay, así como la compatibilización de los regímenes arancelarios entre la CAN y el Mercosur. 

 Ahora bien, los congresos de Venezuela, Argentina y Uruguay aprobaron el ingreso de Bolivia, quedando pendiente que los parlamentos de Brasil y Paraguay autoricen dicho ingreso  y corresponderá a la Asamblea Legislativa boliviana ratificar el Protocolo de Adhesión, en arreglo a la Ley de Celebración de Tratados N° 401 de 18 de septiembre de 2013. 

 De aquí para adelante queda un trabajo principalmente de adecuación arancelaria y el Gobierno boliviano debe acompañar al empresario boliviano en el desafío de diversificar su oferta exportable. No es suficiente exhibir las actuales credenciales de país exportador de gas natural a Argentina y Brasil, al que se suma Paraguay, producto de la visita oficial del pasado 29 de junio de Morales a su par Cartes. 

 Para Bolivia, ser parte del Mercosur como miembro pleno es una oportunidad y un desafío. Vuelve más competitivos los productos bolivianos y ratifica la triple gravitación hacia el Pacífico, el Amazonas y la cuenca del Plata, que fue comprendida por visionarios pensadores bolivianos como Julio Méndez, los excancilleres Guachalla y Ostria Gutiérrez, quienes en su momento afirmaron que "Bolivia es tierra de contactos y no antagonismos”, y que tiene una "función de atracción y articulación entre los países que la rodean”. 

 El Mercosur debe aprovechar esa vocación geográfica integradora de Bolivia y tiene el imperativo de remozarse ante el desafiante y nuevo motor económico y de desarrollo de América Latina y el Caribe: la Alianza del Pacífico.

Volver atras

Suscríbete al Boletín